Image

Noticias de Rawson

Rawson

La atención a las víctimas es cada vez mas tenida en cuenta por los fiscales

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Se adoptan nuevas medidas

 

La procuración general del Chubut adoptó una serie de medidas para que los actuales y futuros fiscales de la provincia tengan acabados conocimiento de victimología. Para ello los exámenes a los serán sometidos los funcionarios de fiscalía –futuros fiscales en la carrera judicial- contendrán exigencias respecto de la atención y conocimiento de las víctimas de los delitos. Asimismo se han mantenido contactos con el Consejo de la Magistratura para que al momento de realizar la selección de los fiscales, se considere incluir a la victimología como aspecto a tener en cuenta en el perfil de los ingresantes. Lo mismo se ha dispuesto respecto del Consejo de Fiscales.

“Anteriormente, cuando ocurría un hecho delictivo se producía todo un movimiento policial y tribunalicio que ponía la atención en el delincuente. La víctima del delito entonces aparecía como ajena al procedimiento. Pero con los cambios en el Código de Procedimientos, esto ya no es más así. Por ello es necesario que tomemos conciencia que somos los abogados de las víctimas”, indicó el procurador general del Chubut, el doctor Jorge Miquelarena en alusión al rol de los fiscales e investigadores al momento del esclarecimiento de un hecho delictivo.

Agregó que “la tarea la estamos realizando de manera integral. Por un lado acercándonos a la comunidad para que  sepan públicamente los derechos de las víctimas. Y por el otro capacitando a nuestros funcionarios y fiscales en general”, destacando que “con el paso del tiempo hemos logrado significativos avances”.

 

La victimología

 

La victimología tiene como objeto la lectura científica de las víctimas del delito. Ello significa que esta disciplina deberá buscar un método para reducir los elementos perjudiciales de la situación para evitar que por el hecho sufrido y sus consecuencias, el individuo llegue a ser nuevamente víctima.

La persona que es víctima de un hecho delictivo sufre de manera personal y social una conducta antisocial. Este sufrimiento cambia la historia de su persona y sus perspectivas futuras como individuo y también la de su entorno familiar. Las consecuencias implicas siempre una situación estresante  y de gran conmoción, originadas en lesiones físicas, lesiones emocionales con repercusiones sociales y económicas tales como pérdidas de bienes, imposibilidad de trabajar, de comunicarse, aislamiento, etc. físicas.

 

Confusión

 

Esta situación de soledad y confusión en la que se encuentra, sumado a la desinformación  y el desconocimiento de sus derechos, le imposibilitan evaluar y dimensionar la importancia de poner en conocimiento de las autoridades el hecho sufrido. Muchísimas víctimas nunca han ido a un Tribunal, jamás han hablado con un juez o un defensor. La víctima no sabe que en caso de que haya una persona detenida por lo que le ocurrió, si esa persona permanecerá en prisión preventiva, si ha sido sentenciado o condenado  y en su caso cuál ha sido la pena.

Muchas veces la víctima se encuentra expuesta a nuevas situaciones de victimización ya que el hecho delictivo se puede repetir y cree con mayor intensidad. La persona afectada por el delito teme que su relato se considere exagerado y poco creíble o que se la responsabilice directa o indirectamente de la situación que padece. Por ello se puede afirmar que el impacto que sufre la víctima por el hecho delictivo, la ubica en desigualdad ante la ley y la sociedad.

 

Intimidad

 

Sin necesidad de remitirse a delitos graves sobre las personas, un simple ingreso a una vivienda familiar con fines de robo, implica no solamente la pérdida de bienes materiales y  la violación a la intimidad de la familia. También tiene como consecuencia que esa familia comience a poner rejas en la casa, que planee las vacaciones de manera tal de no dejar la casa sola con la consecuente fractura del grupo familiar o con la introducción de una persona ajena a manera de cuidador. Todo esto suele ocurrir a pesar que el ladrón no ha tenido ningún contacto con la víctima.

Nuestras Visitas

  Hoy 7991

  Ayer 9180

  Esta semana 73092

  Este mes 158449

  Total histórico 22869310

©2024 Ministerio Público Fiscal del Chubut. Todos los derechos reservados.